17/2/2007

El Estado según Marx, Engels y Lenin

Lenin con su Estado Mayor, óleo de 1917
enlace con el índice general de artículos de Jose Antonio Bru Blog
..............................................................................................
                                             El Estado según Marx, Engels y Lenin

Lenin en el II Congreso de los sóviets
óleo de Vladimir Serov
Karl Marx, Friedrich Engels, Marx y Engels conjuntamente en "El Manifiesto Comunista" y Lenin, seudónimo de Vladimir Ilich Uliánov, escribieron a lo largo de sus vidas acerca del tema fundamental del socialismo, el Estado.
Marx y Engels se esforzaron para conseguir la supresión de todos las formas de opresión que ejercía el Estado sobre los trabajadores, siervos asalariados en aquellos tiempos que había aparecido un  nuevo modelo de capitalismo, lejos del tradicional de corte feudal. Ese modelo de esclavitud la entendió muy bien Lenin, en los albores del siglo XX en su Rusia natal. Tanto Marx, como Engels y Lenin abogaban por sustituir la organización del Estado burgués o el clásico de las monarquías con o sin Parlamento,  por otra distinta en la que el proletariado fuese el que tomase todas las decisiones.
Me permito la licencia de ordenar aquí sus pensamientos acerca de la concepción, creación y desarrollo del Estado hasta su extinción:
.El Estado es el producto y la manifestación del carácter irreconciliable de las contradicciones de clase. MARX
Para que las clases, con intereses económicos en pugna, no se devoren entre sí se hizo necesario un Poder, y este Poder que brota de la sociedad, pero que se coloca por encima de ella y que se divorcia cada vez más de ella, es el Estado. LENIN
El Estado es el producto y la manifestación del carácter irreconciliable de las contradicciones de clase. El Estado surge en el sitio en que las contradicciones de clase no pueden conciliarse. LENIN
El Estado no podía ni surgir ni mantenerse si fuese posible la conciliación de clases. El Estado es un órgano de dominación de clase, un órgano de opresión de una clase por otra, es la creación del orden que legaliza y afianza esta opresión, amortiguando los choques entre las clases. MARX
En opinión de los políticos pequeñoburgueses, el orden es la conciliación de las clases y no la opresión de una clase por otra. Y ese es error que cometieron los mencheviques que querían conciliación en la revolución de 1917. LENIN
Cuando el Estado se convierta en representante efectivo de toda la sociedad será por sí mismo superfluo, el Estado no será abolido, se extingue. ENGELS
El Estado burgués no puede sustituirse por el Estado proletario mediante la extinción sino sólo, por regla general, mediante la revolución interna. La doctrina de Marx y Engels considera inevitable la revolución violenta para acabar con el Estado burgués. La supresión de todo Estado sólo es posible por medio de un proceso de extinción. LENIN
El Estado burgués no se extingue, sino que es destruido por el proletariado en la revolución. El que se extingue, después de esta revolución, es el Estado o semiestado proletario. ENGELS
Nuestra tesis es que el Estado se extingue, a diferencia de la abolición del Estado, ésta es la doctrina anarquista. LENIN
El proletariado sólo necesita un Estado que se extinga, pero los trabajadores necesitan un Estado, es decir, el proletariado organizado como clase dominante. MARX
Los trabajadores sólo necesitan el Estado para aplastar la resistencia de los explotadores. LENIN
Las clases explotadoras necesitan la dominación política para mantener la explotación. LENIN
Educando al Partido Obrero, el marxismo educa a la vanguardia del proletariado, vanguardia capaz de tomar el Poder y conducir a todo el pueblo del socialismo. LENIN
La clase obrera debe destruir, romper la máquina estatal existente y no limitarse, simplemente, a apoderarse de ella. MARX
En el transcurso del desarrollo, la clase obrera sustituirá la antigua sociedad burguesa por una asociación que excluya a las clases y sus antagonismos; y no existirá ya un Poder político propiamente dicho, pues el Poder político es precisamente la expresión oficial del antagonismo de clase dentro de la sociedad burguesa. MARX
El objetivo inmediato de los comunistas es idéntico al que persiguen los demás partidos proletarios en general: formar la conciencia de clase del proletariado, derrocar al régimen de la burguesía, llevar al proletariado a la conquista del Poder. MARX-ENGELS
Aspiramos a ver abolidas la personalidad, la independencia y la libertad burguesa. MARX-ENGELS.
Mientras el proletariado necesite todavía un Estado no lo necesitará en interés de la libertad sino para someter a sus adversarios, y tan pronto como pueda hablarse de libertad el Estado como tal dejará de existir. ENGELS
Cuando hayan desaparecido los capitalistas, cuando no haya clases, sólo entonces desaparecerá el Estado y podrá hablarse de libertad. Sólo entonces se hará realidad una democracia completa y sólo entonces la democracia comenzará a extinguirse. LENIN
Cuanto más democrático sea el Estado formado por obreros armados y que "no será un un Estado en el sentido estricto de la palabra" más rápidamente comenzará a extinguirse todo Estado. LENIN
Sólo el comunismo puede aportar una democracia verdaderamente completa, y cuanto más completa sea, antes dejará de ser necesaria y se extinguirá por sí misma. LENIN
La patria y la nacionalidad: el triunfo del proletariado acabará por hacerlas desaparecer y así se borrará la hostilidad de las naciones entre sí. MARX-ENGELS
El primer paso de la revolución obrera será la exaltación del proletariado al poder, la conquista de la democracia. MARX-ENGELS
El proletariado toma en sus manos el Poder del Estado y comienza por convertir los medios de producción en propiedad del Estado. Pero con este mismo acto se destruye a sí mismo como proletariado y destruye toda la diferencia y todo antagonismo de clases, y, con ello mismo, el Estado como tal. ENGELS
El proletariado se valdrá del Poder para ir despojando paulatinamente a la burguesía de todo el capital, de todos los instrumentos de la producción, centralizándolos en mano del Estado. Esto sólo podrá llevarse a cabo mediante una acción despótica sobre la propiedad y el régimen burgués de la producción. MARX-ENGELS
Tan pronto como, en el transcurso del tiempo, hayan desaparecido las diferencias de clase y toda la producción esté concentrada en manos de la sociedad, el Estado perderá todo carácter político. MARX-ENGELS
Asalto al Palacio de San Petersburgo
Film "Octubre" de Eisenstein
El proletariado sólo necesita el Estado temporalmente. Nosotros no discrepamos en modo alguno de los anarquistas al problema de la abolición del Estado, como meta final. Lo que afirmamos es que, para alcanzar esta meta, es necesario el empleo temporal de las armas, de los medios, de los métodos del Poder del Estado contra los explotadores. Para destruir las clases es necesaria la dictadura temporal de clase oprimida. MARX

La sustitución del Estado burgués por el Estado proletario es imposible sin una revolución violenta. La supresión del Estado proletario, es decir, la supresión de cualquier tipo de Estado solamente es posible mediante un proceso de extinción. LENIN
En la primera fase de la sociedad comunista, a la que suele darse el nombre de socialismo, el derecho burgués se suprime parcialmente, aún existe la necesidad del Estado. LENIN
Las cosas han de arrancarse a la burguesía gradualmente, desapareciendo las clases en el curso de la evolución. MARX-ENGELS
Mientras llega la fase superior de la sociedad comunista se exige el más riguroso control por parte de la sociedad y por parte del Estado realmente democrático, el Estado de los Soviets de Diputados Obreros y Soldados. LENIN
La diferencia entre la primera fase o fase inferior y la fase superior llegará a ser, con el tiempo, probablemente enorme. LENIN
Marx llamaba a la primera fase la fase inferior de la sociedad comunista. En esta fase aún hay tradiciones y huellas del capitalismo, aún subsiste durante un tiempo el derecho burgués. LENIN
Para que funcione la primera fase se necesita registro y control, en ella toda la sociedad será una sola oficina y una sola fábrica, con trabajo igual y salario igual. LENIN
En la fase superior hay libertad, no hay Estado, en ella "de cada uno, según su capacidad; a cada uno según su necesidad". Desaparece el contraste entre el trabajador intelectual y el manual, desapareciendo así una de las fuentes más importante de la desigualdad social moderna. LENIN
Lenin, óleo de Isaac Brodsky
Cuando todos hayan aprendido a dirigir la producción social a llevar por su cuenta el control y registro de los haraganes, de los señoritos, de los gandules entonces quedarán abiertas de par en par las puertas para pasar de la primera fase de la sociedad comunista a la fase superior y, a la vez a la extinción completa del Estado. LENIN
.....................................................................
Está Vd. dentro de "Jose Antonio Bru Blog"
.
Fotografía de cabecera: Lenin con su Estado Mayor, en 1917. Óleo.
Fotos en orden descendente:
-Lenin en el II Congreso de los sóviets. Óleo de Vladimir Serov
-Marx y Engels
-Karl Marx
-Engels
-Asalto al Palacio de San Petersburgo, según el film "Octubre" de Eisenstein.
-Lenin en la Plaza Roja
-Lenin, según el óleo de Isaac Brodsky
.
Leer: "Marx. Extinción del Estado" , complemento necesario de este artículo.
...................................................

26 comentarios:

Anónimo dijo...

De nuevo.¡Qué bárbaro!

andrés ramirez dijo...

Es totalmente real y verdadedo el último párrafo del artículo.
La Alianza de Civilizaciones tiene un transfondo marxista que apesta.
ZP ha debido tener otro fracaso con este tema, pues parece que lo está echando en el jarrón del olvido.

Jose Antonio Bru dijo...

Hoy es 24 de mayo. Podemos dar la razón a Andrés Ramírez, se está aparcando el tema de "La alianza de civilizaciones".
Evidentemente, las niñerías o .... caen por su propio peso.

Anónimo dijo...

España.Es una federacion compuesta por 17 estados,cuyos poderes regionales gozan de autonomia y algunos de autonomia y soberania.

Jose Antonio Bru dijo...

Ruego firmen, al menos, con un seudónimo.
En España existe una burocracia política basada en 17 Parlamentos, más uno Central y una amplia representación en el europeo.
El problema mayor consiste en que tras la creación del Parlamento regional, el himno regional
, la bandera etc. viene, en casos, la solicitud de una autonomía mayor, a un paso de la separación.
Solicito lea mi artículo, en el blog: Lenin. Socialismo y autodeterminación.

Ángel López dijo...

Magnífico trabjo y estupendo final.

Anónimo dijo...

Te lo van a copiar

javier madero dijo...

Es un estudio impresionante para el cual creo que ha tenido usted que tragarsr toda la obra de los escritores socialistas.
¡Enhorabuena!

Anónimo dijo...

Aprecio que se ha leído de arriba a abajo a Lenin, Marx y Engels.
Ha quedado un artículo muy interesante.
Salvador M. Sastre

Anónimo dijo...

Bru: disculpe por darles consejos, pero podía escribir reuniendo los artículos sbore Marx, Lenin, Engels, Rosa Luxemburgo, Kautsky, Bakunin etc.En este nos ofrece una conjunción del pensamiento socialista de forma clarividente.
Disculpe por la iniciativa,
Alfredo Belinchón

Anónimo dijo...

No ha dejado nada para cualquier seguidor de Marx, Lenin, Stalin o Rodríguez Zapatero.
El nuevo comunista

Anónimo dijo...

Me he permitido tomar nota de muchas de las citas que ha escrito de Carlitos Marx, Lenin y Federico Engels ya que tan amablemente ha puesto a nuestra disposicióon.
Le comenta:
José Andrés Laporta

Acisclo II dijo...

Me ha gustado este artículo del pensamiento de Marx, Lenin y Engels acerca de la definición del Estado.

Andrés Madero dijo...

Estoy seguro que tanto a Lenin como a Marx y Engels les hubiera gustado la interpretación que usted ha dado a sus ideas.

Anónimo dijo...

Gracias de Santiago Gandarias

Foraldecuc dijo...


Foraldecuc.
Me permito copiar su comentario, eliminando el enlace que ha colocado. No entiendo qué desea expresar sobre el "apartidismo". Jose Antonio Bru

Texto original:

He de felicitarle por la recopilación de la información. Ciertas cuestiones podrían ajustarse algo más a la Historia, pero como en filosofía y política el "apartidismo" es una necedad, suele, por tanto acontecer que no llueva al gusto de todos, y que impere o prevalezca la línea oficial o el criterio ideológicamente domínate aceptado.

Anónimo dijo...

Existieron otros autores como Ludwig Kugelman, Joseph Weydemeyer, Pavel Vasilyerich etc., pero ha hecho usted bien a limitarse a las grandes personalidades del socialismo.
Firma:
Una admiradora de Rosa Luxemburg

Y como tiene varios artículos dedicados a Rosa, le exculpo por no citarla aquí, pues lo suyo no fue el Estado.

foratdecuc dijo...

Sin entrar en detalles, pues como dije el artículo es una buena recipilacion de información, la visión histórica que usted da se ajusta a la línea oficial. Esto quiere decir que pierde el carácter revolucionario inherente a dichos autores en aras de una historiografía convencional.

foratdecuc dijo...

El Estado es el órgano que se dota la sociedad cuando ésta se ha entablado en una serie de disputas irreconciliables... pero precisamente por ello mismo la sociedad Civil es el elemento primario, siendo el Estado un mero instrumento subordinado.

http://www.marxists.org/espanol/m-e/cartas/m1846-12-28.htm

foratdecuc dijo...

Nunca comprenderá esto M. Proudhon porque cree que hace algo grande partiendo del Estado para comprender la sociedad: es decir, yendo del resumen oficial de la sociedad a la sociedad oficial.

Jose Antonio Bru dijo...

Gracias foratdecuc por enriquecer el artículo. De ahí que no suprima sus comentarios, pues en la "Declaración de Intenciones" del blog se especifica que no están permitidos los enlaces.

Confío que también le interesen los artículos dedicados a Marx, Engels, Lenin y el proletariado.

foratdecuc dijo...

No leí la declaración de intenciones. En efecto, encuentro sus artículos de interés, ofrece un resumen conciso y claro ajustado a las concepciones de los autores. Sin embargo, hay algo en ellos que me inquieta, y me inquieta aún más no haber sido capaz de concretarlo y exponerlo. Quizás ello subiría a la superficie si se analizara la teoría del Estado en la practica, a la luz de la historia; de la degeneración del Estado soviético y Cía.

foratdecuc dijo...

Aparte de la visión o tergiversación liberal y socialdemócrata sobre la neutralidad del Estado como órgano de conciliación de clases

Tenemos, de otra parte, la tergiversación “kautskiana” del marxismo es bastante más sutil.

“Teóricamente”, no se niega ni que el Estado sea el órgano de dominación de clase, ni que las contradicciones de clase sean irreconciliables. Pero se pasa por alto u oculta lo siguiente: si el Estado es un producto del carácter irreconciliable de las contradicciones de clase, si es una fuerza que está por encima de la sociedad y que “se divorcia cada vez más de la sociedad”, es evidente que la liberación de la clase oprimida es imposible, no sólo sin una revolución violenta, sino también sin la destrucción del aparato del Poder estatal que ha sido creado por la clase dominante y en el que toma cuerpo aquel “divorcio”. Como veremos más abajo, Marx llegó a esta conclusión, teóricamente clara por si misma, con la precisión más completa, a base del análisis histórico concreto de las tareas de la revolución. Y esta conclusión es precisamente –como expondremos con todo detalle en las páginas siguientes — la que Kautsky . . . ha “olvidado” y falseado.

“La segunda característica es la instauración de un Poder público, que ya no coincide directamente con la población organizada espontáneamente como fuerza armada. Este Poder público especial hácese necesario porque desde la división de la sociedad en clases es ya imposible una organización armada espontánea de la población. . . Este Poder público existe en todo Estado; no está formado solamente por hombres armados, sino también por aditamentos materiales, las cárceles y las instituciones coercitivas de todo género, que la sociedad gentilicia no conocía. . .” Engels desarrolla la noción de esa “fuerza” a que se da el nombre de Estado, fuerza que brota de la sociedad, pero que se sitúa por encima de ella y que se divorcia cada vez más de ella. ¿En qué consiste, fundamentalmente, esta fuerza? En destacamentos especiales de hombres armados, que tienen a su disposición cárceles y otros elementos.

Tenemos derecho a hablar de destacamentos especiales de hombres armados, pues el Poder público propio de todo Estado “no coincide directamente” con la población armada, con su “organización armada espontánea”.

Como todos los grandes pensadores revolucionarios, Engels se esfuerza en dirigir la atención de los obreros conscientes precisamente hacia aquello que el filisteísmo dominante considera como lo menos digno de atención, como lo más habitual, santificado por prejuicios no ya sólidos, sino podríamos decir que petrificados. El ejército permanente y la policía son los instrumentos fundamentales de la fuerza del Poder del Estado. Pero ¿puede acaso ser de otro modo?

Desde el punto de vista de la inmensa mayoría de los europeos de fines del siglo XIX, a quienes se dirigía Engels y que no habían vivido ni visto de cerca ninguna gran revolución, esto no podía ser de otro modo. Para ellos, era completamente incomprensible esto de una “organización armada espontánea de la población”. A la pregunta de por qué ha surgido la necesidad de destacamentos especiales de hombres armados (policía y ejército permanente) situados por encima de la sociedad y divorciados de ella, el filisteo del Occidente de Europa y el filisteo ruso se inclinaban a

Jose Antonio Bru dijo...

Gracias de nuevo,y ahora más extensas.

Si en el buscador escribe: declaración de intenciones bru blog, leerá en detalle cómo son. Realmente están al final del índice general.

Cuando existían dictaduras hereditarias o no, bendecidas o no, El Estado era el dirigente, como muy bien expresó Luis XIV.

El Estado tal como lo entendemos es fruto de la democracia plena o incluso de las no plenas, como sucedió con las monarquías parlamentarias y los regímenes que comenzaron a alumbrar comunidades cultas a finales de la Edad Media.

La socialdemocracia, invento de la Segunda Internacional, admitió el Estado tal como lo conocemos.

La ideología del marxismo tiene muchas ramas. sin embargo en sus principios, su utópica visión de una sociedad igualitaria llevaba a la desaparación del Estado. Los pasos para conseguir esta situación fue la que me animó a extraer de los pensamientos publicados de Marx, Engels y Lenin las defiiciones, que ordené a mi criterio, de la evolución deseable del Estado.

Este artículo se debe prolongar con "Marx. Extinción del Estado", que escribí meses antes.

Afectuosamente

foratdecuc dijo...

Siempre resulta utópico hablar de algo inexistente. Lo que es indudable es que han existido sociedades sin clases y, por tanto, sin necesidad de Estado en cualquiera de sus formas. La extinción del Estado es por tanto una cuestión teórica y practica de primer orden. pero planteada en abstracto hoy resulta utópica. Del mismo modo la desaparición de la categorías de mercado, el dinero, la distribución del excedente en relación al producto del trabajo realizado, planteada hoy es una utopía.

La meta del movimiento marxista es la liberación de la humanidad. Esto implica no sólo la destrucción de la explotación económica, sino de la dominación política, de las relaciones familiares de opresión, y de muchas otras cosas. El que niegue esto, e intente reducir el marxismo a una mera lucha económica, no es un marxista, sino un reduccionista.

Pero, definir así los fines del marxismo no basta para diferenciarlo de muchos otros grupos que intentan cambiar la sociedad. La liberación de la humanidad a través de la destrucción y superación de todas las relaciones sociales de opresión y explotación no es sólo la meta de los marxistas, también es la de los anarquistas, los humanistas pequeño-burgueses, los comunistas utópicos, etc.

Pero, es un error usual olvidar que el elemento dominante del marxismo no es la economía, sino la política. La razón esencial para que sea así es elemental; la transformación de la economía no es la precondición para la toma del poder por la clase obrera, sino al contrario, la toma del poder es necesaria para transformar la economía.

Dado que en su artículo se enfatiza la acción violenta de la acción revolucionaria encuentro necesario añadir que la toma del poder político y la violencia son elementos necesarios pero no suficientes para el triunfo de la revolución.

El Estado no siempre está en manos de la clase dominante, durante las crisis, cuando se abre un proceso pre-revolucionario o revolucionario en que las fuerzas en conflicto están en equilibrio, el Estado tiende a reflejar dicho conflicto, equilibrio y vacío de poder, en otras palabras deja de estar en manos de la clase dominante propiamente dicha.

Ciertamente la historia nos demuestra que la revolución es un acto o proceso de lo más violento, pues difícilmente lo caduco es lo bastante razonable para resignarse a desaparecer sin lucha, por mucho que lo que agoniza deba de perecer suele revelarse contra dicha necesidad pues representa su muerte.

foratdecuc dijo...

En tiempos normales, los aparatos de represión sólo desempeñan un papel marginal en la conservación del régimen capitalista, ya que éste es respetado de hecho en la vida cotidiana por la gran mayoría de las clases trabajadoras. Sucede algo muy distinto en los períodos de crisis aguda (ya sea económica, social, política, militar o financiera), en los que el régimen capitalista pierde su equilibrio, durante los cuales las masas trabajadoras manifiestan su voluntad de derrocar el régimen o durante los cuales éste no consigue ya funcionar normalmente.

Entonces la represión surge en el primer plano de la escena política. Entonces es cuando la naturaleza profunda del Estado burgués se muestra en toda su desnudez: un grupo de hombres armados al servicio del Capital. Con ello confirma la regla más general de la historia de las sociedades de clases. Cuanto más estable es esta sociedad, mejor puede permitirse el lujo de conceder diversas libertades formales a los oprimidos. Cuanto más inestable y sacudida por profundas crisis, más debe ejercer el poder político por la vía de la violencia sin palabras.

Todas las modificaciones del régimen social que se han producido a través de las épocas han sido siempre resultado de cambios bruscos y violentos, consecuencia de guerras, de revoluciones o de una combinación de ambas. Pero sería erróneo suponer que basta con utilizar la violencia para poder modificar la estructura social según la voluntad de los combatientes. Para que una revolución transforme realmente la sociedad y las condiciones de existencia de las clases trabajadoras, es necesario que venga precedida de una evolución que cree, en el seno de la antigua sociedad, las bases materiales (económicas, técnicas, etc.) y humanas (las clases sociales dotadas de ciertas características específicas) de la nueva sociedad. Cuando no se han podido conseguir estas bases, todas las revoluciones, incluso las más violentas, acaban por reproducir en mayor o menor medida las condiciones que habían querido abolir.

Atentamente